martes, 23 de julio de 2013

EL MENSAJE A TIATIRA

             Apocalipsis 2:18-29


Antes que nada, hagamos una pequeña introducción al mensaje como hemos hecho en los anteriores, tomando ahora en cuenta las características de la ciudad de Tiatira.

Esta ciudad se encontraba, al igual que las demás iglesias a las cuales escribe el Señor, en la región del Asia Menor, a 55 kms. al sudeste de Pérgamo. Fue fundada por Seleuco Nicator (hacia 358-280 a. C.) uno de los 4 generales de Alejandro Magno, siendo esta ciudad la menos importante de las siete que se mencionan en el Apocalipsis. Esta ciudad permanece al día de hoy, con el nombre de “AKHISSAR” con una población de 35,000 habitantes.
Por su situación geográfica entre los montes Caicus y Hermos, se constituyó en un activo y gran centro comercial; tal vez el más grande del Asia Menor, ya que poseía grandes corporaciones de lino, tinturas, tráfico de mercancías, forjadores, alfareros, lana, talabarteros, tráfico de esclavos, curtidores, etc.
La Iglesia de Tiatira es a la que el Señor escribe la mayor carta de todas, con 12 versículos.

Esta iglesia tampoco tiene antecedentes histórico-bíblico en cuanto a su fundación en la ciudad de Tiatira, aunque sí debemos recordar que Lidia fue la primera mujer gentil que recibió a Cristo como Señor y Salvador como nos dice Hechos 16:14: “Entonces una mujer llamada Lidia, vendedora de púrpura, de la ciudad de Tiatira, que adoraba a Dios, estaba oyendo; y el Señor abrió el corazón de ella para que estuviese atenta a lo que Pablo decía.”

Según el texto, Lidia era vendedora de púrpura en la ciudad de Filipos y de seguro que la traía de Tiatira su ciudad natal, por lo que muchos historiadores bíblicos concuerdan en que pudo haber sido ella la que llevara el evangelio a su ciudad de origen y donde se establece esta iglesia local.

Aunque lo cierto es que no tenemos una revelación certera del nacimiento de la iglesia en Tiatira, si tenemos la seguridad de que existió, por la carta que le dirige nuestro Señor la cual veremos bajo el bosquejo que sigue:

I.     SU TITULO
II.    SU ELOGIO
III.  SU QUEJA
IV.  SU EXHORTACIÓN
V.   SU RECOMPENSA

Iniciemos nuestro estudio viendo primeramente:
I. SU TÍTULO
Apocalipsis 2:18

El Señor se identifica a la iglesia de Tiatira con tres calificativos que analizaremos de inmediato.

A.          EL HIJO DE DIOS


1.                  El primer calificativo es el de “Hijo de Dios”, esta frase “El Hijo de Dios” denota su infalibilidad. En la visión del capítulo 1, se menciona en el versículo 13, el título de “Hijo del Hombre”, que no es este título con el que se dirige a Tiatira aunque ambos son sinónimos de juicio como vemos que aparece también en Daniel 7:13.

2.                  Es la primera y única vez que el título “Hijo de Dios” aparece en el libro de Apocalipsis pero no es un título extraño para el apóstol Juan, pues este título fue usado por él en demasía en su Evangelio para significar que Jesucristo es Hijo de Dios desde el punto de vista de que tiene la misma esencia o sustancia que el Padre.

3.                  La referencia esta dada para indicar que el Logos de Dios ha sido encarnado y posee la misma esencia del Padre. Este título le hace ver a Tiatira la autoridad del que le escribe para hacer juicio como nos dice el mismo apóstol Juan en Juan 5:22-27 donde se declara esta autoridad del Hijo de Dios

B.           EL QUE TIENE LOS OJOS COMO LLAMA DE FUEGO


1.                  El segundo título utilizado por el Señor al referirse a Tiatira es “El que tiene ojos como llama de fuego.” Ahora el Señor usa el calificativo que aparece en la descripción de Apocalipsis 1:14b. La frase “que tiene ojos como llama de fuego” denota su omnisciencia, lo cual indica que todo lo sabe. Sus ojos penetran todo. No hay nada oculto ante los ojos del Hijo de Dios.

2.                  Debemos entender con esto que, cuando el día del juicio llegue, nada de lo que debe ser visto, estará oculto en su presencia. 2 Crónicas 16:9 dice: “Porque los ojos de Jehová contemplan toda la tierra, para mostrar su poder a favor de los que tienen corazón perfecto para con él.” Y Hebreos 4:13 también nos declara: “Y no hay cosa creada que no sea manifiesta en su presencia; antes bien, todas las cosas están desnudas y abiertas a los ojos de aquel a quien tenemos que dar cuenta.” Tiatira tenía que saber que Jesús lo observaba todo.

 

C.          EL QUE TIENE LOS PIES SEMEJANTES AL BRONCE BRUÑIDO


1.                  Por último, el Señor utiliza una tercera característica para dirigirse a la iglesia de Tiatira, La frase “cuyos pies son semejantes al bronce bruñido” denota su poder, fuerza, majestad. Esta es la misma frase que aparece en Apocalipsis 1:15, la que nos recuerda el profeta Daniel en la visión de Cristo que tuvo junto al río Hidekel y que revela en Daniel 10:6, 16 para profetizar acerca del fin.


2.                  Este calificativo usado por el Señor indica que él está listo para ejecutar el juicio que vendrá en contra de aquellos que no hacen su voluntad, por esta causa dice también Apocalipsis 14:19 y 19:15 - “Y el ángel arrojó su hoz en la tierra, y vendimió la viña de la tierra, y echó las uvas en el gran lagar de la ira de Dios. Y fue pisado el lagar fuera de la ciudad, y del lagar salió sangre hasta los frenos de los caballos, por mil seiscientos estadios.” “De su boca sale una espada aguda, para herir con ella a las naciones, y él las regirá con vara de hierro; y él pisa el lagar del vino del furor y de la ira del Dios Todopoderoso.”

3.                  Jesús les recuerda a la iglesia de Tiatira que sus pies horadados en la Cruz del Calvario, eran ahora de bronce bruñido para ejecutar su juicio en el lugar donde va a someter bajo su autoridad a todos sus enemigos para regirlos con vara de hierro.

Ahora Tiatira debía oír:
II. SU ELOGIO
Apocalipsis 2:19

Aquí vemos también tres cosas que denota nuestro Señor en el elogio de Tiatira.

A.          YO CONOZCO TUS OBRAS


1.                 Esta es la primera aprobación del Señor para Tiatira y la hace hacia las cosas que se ven o que son evidentes, las obras o fruto que ha obtenido esta congregación haciendo la obra de Dios. “Yo conozco tus obras, y amor, y fe, y servicio, y tu paciencia, y que tus obras postreras son más que las primeras.”

2.                 El Señor no nombra ni enumera las obras postreras de Tiatira, sólo les declara que las conoce como obras digna de una iglesia salvada por su sangre, de hecho declara al final del texto que estas obras postreras a las cuales se refiere, son más que las primeras.

3.                 Las obras de Tiatira fueron de estima al Señor y principalmente las que hacían cuando se les dirige esta epístola, al parecer esto es así porque detrás de ellas se manifestaba la fuerza de una iglesia que se dejaba guiar por el Espíritu de Dios para dar fruto.
Veamos:

B.           LA FUERZA CON QUE TIATIRA EJECUTABA ESTAS OBRAS


1.                 De acuerdo al texto que nos ocupa tenemos que el Señor dice que él también conoce el amor, la fe, el servicio y la paciencia de esta iglesia. Esto nos demuestra que Tiatira era una iglesia que daba fruto espiritual.

2.                 Esta era la realidad escondida que hacía manifiesta las obras de Tiatira.
·      Un Amor (ágape), inquebrantable.
·      Una Fe (fidelidad), que se conocía por la fidelidad manifiesta de la iglesia.
·      Un Servicio, fruto del amor y la fe en Cristo.
·      Una Paciencia, expresada en la capacidad de soportar la prueba.
Sufrido = Paciente En La Injusticia

3.                 Estas virtudes eran hermosas, eran parte del fruto del Espíritu y constituían el motor de la iglesia de Tiatira para hacer obras que eran ahora evidentemente mayores que las primeras obras que hicieron para la gloria de Dios.

C.          LAS OBRAS POSTRERAS MAYORES QUE LAS PRIMERAS


1.                 El Señor ahora se dispuso a poner en balanza las obras que Tiatira había hecho para él antes de escribir esta carta con las que estaba haciendo cuando le envió la misma y halló que las postreras eran más valiosas en fe que las primeras.

2.                 Esto nos indica que esta iglesia había tenido un avance progresivo en la ejecución de las obras que habían hecho para Dios y esto era algo loable desde la óptica del Señor Jesucristo y algo digno de destacar delante de todos.

3.                 Ellos sabían que Jesús dará a cada uno según sus obras como nos dice el mismo Juan en Juan 5:27-29 5:27 y también le dio autoridad de hacer juicio, por cuanto es el Hijo del Hombre.
5:28 No os maravilléis de esto; porque vendrá hora cuando todos los que están en los sepulcros oirán su voz;
5:29 y los que hicieron lo bueno, saldrán a resurrección de vida; mas los que hicieron lo malo, a resurrección de condenación.” El cual podemos comparar con Apocalipsis 2:23, donde se nos enseña que al parecer estas obras no estaban acompañadas de un sólido fundamento bíblico desde el punto de vista doctrinal, lo cual llevó a la iglesia a caer en manos de una malvada mujer.

Tiatira había sido elogiada como cualquier iglesia lo habría deseado, pero como iglesia también debía oír:
III. SU QUEJA
Apocalipsis 2:20

Veamos:

A.         LOS HECHOS DE LA QUEJA DEL SEÑOR


1.                 Esta reprensión es también catalogada por el Señor como la de Pérgamo, 2:20 Pero tengo unas pocas cosas contra ti: que toleras que esa mujer Jezabel, que se dice profetisa, enseñe y seduzca a mis siervos a fornicar y a comer cosas sacrificadas a los ídolos." Pero el hecho de ser pocas cosas, no significa que no eran cosas pecaminosas.

2.                 La Tolerancia, fue el pecado de Tiatira, ya que según vimos en su elogio era una iglesia trabajadora y fiel. Esta actitud de tolerancia hacia el pecado les había llevado a seguir a una mujer prototipo de la Jezabel del Antiguo Testamento. Esta sería la protagonista de los hechos pecaminosos de Tiatira, que era enseñar y seducir a los siervos de Dios a:
·      Cometer fornicación
·      Comer de lo sacrificado a los ídolos.
Esta era la misma teoría de Balaam como vemos en Apocalipsis 2:14.

3.                 La Jezabel del Antiguo Testamento era:
·      Hija del Rey pagano de Sidón - 1 Reyes 16:31.
·      Mujer de Acab, Rey de Israel - 1 Reyes 16:29-34.
·      Fornicaria y hechicera - 2 Reyes 9:22.
·      Incitadora de su esposo para hacer el mal - 1 Reyes 21:25.
·      Destructora de los profetas de Dios - 1 Reyes 18:19.
·      Fue lo peor de Israel y por matar y hacer mal, murió mal - 2 Reyes 9:30-37; murieron sus hijos - 2 Reyes 10:7-11 y sus seguidores - 2 Reyes 10:11-17.
Esta perversa mujer pretendía un ecumenismo entre Baal y Dios. Jesús le había dado tiempo para arrepentirse pero ella no quería, mostrando orgullo y soberbia.

B.           EL PECADO QUE ESTA MUJER COMETÍA EN LA IGLESIA


1.                 Enseñaba y seducía. Este fue su primer pecado, de acuerdo con lo que nos dice 1 Timoteo 2:11-15 donde se nos enseña que la mujer no puede enseñar ni ejercer dominio sobre el hombre, sino estar en silencio, pues es peligroso que una mujer haga esto, pues desde el origen Eva se dejó engañar a la serpiente y luego sedujo a Adán para tomara del fruto prohibido.

2.                 Esta mujer, además de estar haciendo el papel de líder, se hacía pasar por profetiza declarando a la iglesia una serie de enseñanzas que estaban en contra de la Palabra de Dios.

3.                 Por último, no solo enseñaba sino que seducía a los siervos de Dios a cometer pecados graves. Realmente, esta era una Jezabel, ya que con su actividad estaba logrando destruir los hombres de Dios de la iglesia de Tiatira.

C.          FUNDAMENTOS DE SU DOCTRINA


1.                 En el (v. 24) Jesús le dice que los que seguían a esta mujer le llamaban a esta forma de doctrina, “las profundidades de Satanás”. Es posible que este nombre viniese a colación pues en aquellos días los gnósticos enseñaban que para poder apreciar plenamente la gracia de Dios había que introducirse en lo más profundo del mal.

2.                 Esta doctrina estaba llena de cargas humanas, basadas en filosofías etéreas que pretendían fundir la cristiandad con la ciencia (lo profundo, lo misterioso) allí ellos encontraban aliciente para seguir siendo guiados por esta malvada.

3.                 Esta doctrina llevaba a la iglesia a pecar, creyendo que seguían al Señor, estos adeptos estaban completamente engañados y su fundamento doctrinal no era lo suficientemente fuerte para enfrentar a esta mujer diabólica. Las profundidades de Satanás  era el objetivo de estos perversos y Tiatira toleraba esto en silencio absoluto.

El Señor no tardó en darles:
IV. SU EXHORTACIÓN
Apocalipsis 2:21-25

A.          CONSEJO A LA JEZABEL


1.                 Ahora el Señor habla del consejo dado a Jezabel: 2:21 Y le he dado tiempo para que se arrepienta, pero no quiere arrepentirse de su fornicación. 
2:22 He aquí, yo la arrojo en cama, y en gran tribulación a los que con ella adulteran, si no se arrepienten de las obras de ella.
2:23 Y a sus hijos heriré de muerte, y todas las iglesias sabrán que yo soy el que escudriña la mente y el corazón; y os daré a cada uno según vuestras obras.
2:24 Pero a vosotros y a los demás que están en Tiatira, a cuantos no tienen esa doctrina, y no han conocido lo que ellos llaman las profundidades de Satanás, yo os digo: No os impondré otra carga; 2:25 pero lo que tenéis, retenedlo hasta que yo venga.” El Señor le había dado tiempo para que se arrepintiera y ella no había querido hacerlo. En estos versículos vemos por el contrario la paciencia y longanimidad del Señor Jesucristo al hablarle a esta mujer que hacía tanto daño a sus hijos.

2.                 La tolerancia y longanimidad del Señor no quiere decir que él no daría a esta mujer la retribución debida a su extravío, sino que se entendiera que si ella no se arrepentía, esta vería la mano del Señor actuando en contra de su pecado.
·      El Señor la enfermó físicamente;
·      También llevó a gran tribulación a los que con ella habían adulterado;
·      Al igual que a la Jezabel del Antiguo Testamento, le hirió a los hijos de muerte.

3.                 El propósito del Señor con esto era raer el pecado de cuajo y demostrar que él es el omnisciente y el que pagará con justicia a los pecadores por sus maléficos pecados. La frase “la postrare en cama” puede ser referencia a la vergüenza que vendrá a esta mujer si no se arrepiente. No solo a esta mujer, sino también a todos los que la escuchan y hacen lo que ella les ensena.

B.           CONSEJO A LOS INFIELES DE TIATIRA


1.                 Había en Tiatira, como en todas las iglesias, creyentes débiles que se habían dejado engañar. Por esta causa es que insistimos tanto para que la iglesia se fortalezca en doctrina, pues Satanás está ahí esperando que alguno de los débiles caiga en sus manos y sea arrastrado tras el error de los inicuos.

2.                 Estos creyentes ingenuos junto con su Jezabel, serían entregados a gran tribulación por causa de su infidelidad como nos dice el (v. 22) “He aquí, yo la arrojo en cama, y en gran tribulación a los que con ella adulteran, si no se arrepienten de las obras de ella.”

3.                 El Señor les recomendaba un arrepentimiento genuino, para que pudieran ser librados del juicio que haría con los promotores y ejecutores de pecados tan viles como los que aquí se cometían. Recordemos que él es el que pisa el lagar del vino del furor y de la ira del Dios Todopoderoso.
           

C.          CONSEJO A LOS FIELES DE TIATIRA


1.                 El Señor sabía que en esta iglesia había un remanente fiel, a los cuales Jesús no impondría otra carga más como nos dice en el (v. 24b y 25). “No os impondré otra carga; pero lo que tenéis, retenedlo hasta que yo venga.”

2.                 El Señor les aconseja que retuvieran lo que poseían hasta su venida a juicio. Él sabía que aquí habían creyentes que no podían con otra carga más, por esto Jesús se muestra comprensivo con estos y les anima a retener lo que hasta este momento les quedaba para que no perdieran su galardón.

3.                 Jesús sabía que estos habrían de vencer, entendiendo que siempre habrá un remanente fiel que daría su vida por la fe en Cristo. Estos son los que siempre vencerán y los que siempre estarán en victoria.

A los que oyen, el Señor les declara

V. SU RECOMPENSA

Apocalipsis 2:26-28

            “Al que venciere y guardare mis obras hasta el fin.”
A.          RECIBIRÁ AUTORIDAD SOBRE LAS NACIONES

1.                 Esta es una promesa que mantiene el Señor para sus santos, en Mateo 25:31-46 Jesús nos declara que en aquel día él se sentará en su trono de gloria con todos sus santos ángeles e iniciará el proceso de juicio, apartando a los que son suyos de los malos y perversos que no quisieron arrepentirse de sus pecados.

2.                 El Señor vendrá al mundo en toda su gloria, y con él todos los santos ángeles a gobernar y a ejercer autoridad sobre las naciones del mundo. Ahí también estaremos los que hayamos vencido y que hayamos entrado en su gloria.

3.                 El que venza, estará en este día con él recibiendo también autoridad para juzgar sobre las naciones, según nos dice Apocalipsis 2:26-27. Notemos: “Al que venciere y guardare mis obras hasta el fin, yo le daré autoridad sobre las naciones, y las regirá con vara de hierro, y serán quebradas como vaso de alfarero; como yo también la he recibido de mi Padre.”

B.           RECIBIRÁ AUTORIDAD PARA REGIR LAS NACIONES CON VARA DE HIERRO

1.           Jesús dice esto a los santos fieles, que así como él recibió la promesa del Padre así ellos recibirán autoridad de regir del verbo griego (poimaneI) que significa pastorear, Salmos 2:7-9. “Yo publicaré el decreto; Jehová me ha dicho: Mi hijo eres tú, yo te engendré hoy. Pídeme y te daré por herencia las naciones y como posesión tuya los confines de la tierra. Los quebrantarás con vara de hierro; como vasija de alfarero los desmenuzarás.”
2.                 Así como el se hizo hombre y fue engendrado por el Espíritu Santo, así somos engendrados nosotros el día que nos convertimos al Señor como nos dice Juan 1:12, 13 y recibiremos como coherederos con él, el privilegio de gobernar con las naciones.

3.                 Esta promesa es para los que se mantengan firmes hasta el día de su venida, para los que retengan las obras de fe, de amor, de servicio y paciencia y que hayan crecido haciendo obras conforme al fruto del Espíritu.

Estos también:
C.          RECIBIRÁN LA ESTRELLA DE LA MAÑANA

1.                 Es bueno explicar que quizás esta oferta tiene relación con su persona pues al final de Apocalipsis, el Señor se llama a sí mismo, “La estrella resplandeciente de la mañana.” Donde dice que también iluminará nuestra eternidad - Apocalipsis 21:23, 24.

2.                 Pero por otro lado podemos relacionar esta promesa a la enseñanza que recibimos en Daniel 12:3 donde se nos dice: “Los entendidos resplandecerán como el resplandor del firmamento; y los que enseñan la justicia a la multitud, como las estrellas a perpetua eternidad.” Podemos decir que es más aplicable a esto por el hecho de que ya tenemos al Señor en el corazón por habernos convertidos y ahora por haber vencido seremos resplandecientes en la eternidad.

3.   En Mateo 13:43 también se nos dice: “Entonces los justos resplandecerán como el sol en el reino de su Padre.” Podemos concluir aquí pensando que esta estrella que se nos dará es la que nos hará resplandecer aquel día como el sol en el firmamento.

CONCLUSIÓN Y APLICACIÓN:

Si Tiatira hubiera mantenido la Palabra de Dios como tal, hubieran vencido todos; pero sabemos que los que vencieron de dentro de ella recibirán la gloria de su luz y estarán resplandeciendo en el reino del Padre. Procuremos nosotros también, ser hallados fieles hasta aquel día donde gobernaremos junto con el Señor Jesucristo, nuestro Señor y Salvador. Recuerda el consejo de Jesús.

No hay comentarios:

Publicar un comentario